El huracán soy yo

September 25, 2017

 

Hola, soy Ana Olema. Soy Artista de Proyectos, Infoactivista, Opinion Maker, Entrepreneur, & TV Producer. Sí, puedo hacer muchas cosas a la vez ;)

 

Soy Anarquista Libertaria y promuevo el Capitali$mo de Libre Mercado, la Libertad Individual y el Derecho de Propiedad Privada.

 

///

 

Fui una antigua esclava del comunismo, pero me les escapé a los hermanos Castro. Sufrí lavado de cerebro mientras me adoctrinaban en la escuela y por la televisión; fui a granjas infantiles de trabajo forzado obligada por el Estado,y mis padres perdieron la Patria Potestad sobre mí.

 

///

 

Como crecí durante la caída del bloque soviético me vi expuesta a hambrunas racionadas, apagones masivos, calores infernales, mosquitos, falta de agua y aseo, filas de espera traumáticas, que funcionaban como sistema de control social, etc. De adulta sufrí la censura de mis primeros trabajos artísticos y fui expulsada de la universidad. En el 2009 conocí la disidencia cubana y aprendí que no son financiados, ni obligados a nada, sino sujetos espontáneos y honestos; oponerse al comunismo es en realidad muy fácil.

 

Para escapar escalé montañas, crucé ríos, una vez casi me come una pantera, fui atacada con armas de fuego dos veces en el viaje que realicé por ocho países sin tener papeles, y soy parte de ese éxodo de los llamados “balseros de a pie”.

 

///

 

Desde que vine al exilio me he dedicado al infoactivismo y a mostrar al mundo la realidad que me tocó vivir. A desmontar mitos y falacias. A apoyar la resistencia interna desde la contrapaganada. Soy conocida como el ‘Ejército de Una Persona’.

 

///

 

Mi segundo gran despertar fue cuando comencé a comprender qué era la libertad, más allá de la arenga. Eso me llevó a entender la naturaleza criminal del Estado, a desaprobar la socialdemocracia (y no verla como opción para Cuba), a defender la propiedad privada y pelear como leona contra el marxismo cultural.

 

///

 

El multiculturalismo y el relativismo han destrozado el arte. El arte hoy es solo un adminículo extensivo de la corrección política. “La comunidad”no es más que una tribu donde la disidencia se paga con el ostracismo, ya no solo por la presión del mercado sino por el totalitarismo ideológico. Aún creo en el arte, pero no creo en los artistas. No confío en los intelectuales, apuesto a la vida.

 

No practico yoga y jamás compro orgánico. Y me asesino primero que un mandala en mi piel. Acumuladora, consumista, soy. Antifeminista. Y tropológica. La furia es mi mejor estado zen. Nirvana es discutir de política hasta el ad hominem…

 

Leo poesía para recitar, como en los tiempos inexistentes. ¿Si no se declaman los poemas, para qué un poema? El verso se memoriza o muere. Soy kitsch pero no un cliché.

 

Hago arte desde el pantano por la misma razón que lo hice en el archipiélago, por rabia.

 

///

 

Me he exiliado entre ciclones. De los vendavales nadie me salva. Las tormentas tropicales me siguen azotando. Gusana soy entre tornados, y allá y acullá… la misma amenaza. Me han mandado a callar desde el primer llanto, la primera nalgada que me dieron fue para aprender a hacer silencio. “Pioneros por el comunismo, seremos como El Che” fue para mí como un maldito mantra. Y debes limpiar ese excremento que tú no expulsaste, que te colocaron ahí en tu mente como una afrenta a tu humanidad. Andar por la vida con las vísceras en las manos es cosa seria pero ese es otro cuento. Sólo sé que he ganado la batalla.

 

Y cuando el miedo me alcanza, me paro frente al espejo, me tomo un selfie y la posteo acompañado por un extravagante hashtag: “El huracán soy yo”.

 

#

 

 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

RECENT POST

April 1, 2020

April 1, 2020

March 25, 2020

March 19, 2020

March 19, 2020

March 19, 2020

March 11, 2020

Please reload